By 0 Comment

LÖAT REBOUTIQUE, UNA TIENDA DE SEGUNDA MANO, NO UNA TIENDA VINTAGE.

¿Por qué hablar hoy sobre esto? Muy sencillo: Esta mañana, nada más abrir las puertas de nuestra pequeña Reboutique una clienta me ha preguntado si LÖAT Reboutique era una tienda vintage. En un principio yo me he extrañado porque ya en nuestros escaparates puedes ver que toda la ropa es muy actual, de pocas temporadas atrás por lo que la he contestado que no, que es una tienda de ropa de segunda mano de marcas. A esta afirmación mía ella ha vuelto a comentar: “Ah, entonces si es una tienda vintage”

Es por este motivo por el que me gustaría dejar claras las diferencias entre una tienda de ropa vintage y una tienda de ropa de segunda mano. En las tiendas de ropa seminueva de segunda mano salvo algunas piezas antiguas, la mayoría son prendas te temporadas actuales (cinco o seis años máximo), sin embargo las tiendas vintage suelen ir mucho más atrás en el tiempo y venden ropa y complementos de hace décadas que se han conservado intactas y vuelven a estar de moda.

Tanto las tiendas de ropa de segunda mano como las tiendas de ropa vintage se han extendido mucho en los últimos años, aunque no tanto en España como en otros países europeos o estados de Estados Unidos. Está de moda rescatar lo antiguo y mezclarlo con lo actual para conseguir un look retro; de ahí el auge de las tiendas vintage. Y, por otro lado, las tiendas de ropa de segunda mano actual proliferan por la crisis. Hay mucha gente que no está dispuesto a renunciar a llevar marcas buenas y, gracias a este tipo de tiendas de ropa de segunda mano pueden o bien vender sus prendas una vez pasada la temporada o bien comprar prendas de marca en perfecto estado a un precio muchísimo más bajo que si se comprase de temporada o incluso en los outlets o ventas especiales de las grandes firmas de moda.

Muchas de las tiendas de segunda mano que están surgiendo lo están haciendo únicamente en internet, pocas son las que tienen establecimiento físico y, mucho menos ambos tipos de venta; venta en tienda y venta online. Algunas tiendas de segunda mano pecan, a mi juicio, de contar en su catálogo con una gran cantidad de prendas low cost como Lefties, Primark, Pull and Bear, Zara… que ya en rebajas puedes adquirir de primer mano prendas a muy buen precio. Entre low cost y low cost puedes encontrar a veces también importantes firmas pero son las menos frecuentes. Y luego hay otro tipo de tiendas de ropa especializadas en marcas que cuentan con prendas de lujo como Balenciaga, Chanel, Chloé, Dior, Louboutin, Dolce & Gabbana,  Gucci, Givenchy, Hermes, Jimmy Choo, Louis Viutton, Miu Miu, Marc Jacobs, Prada, Saint Laurent, Valentino, Versace, Cavalli … así como con prendas de marcas algo inferiores pero sin ser low cost como Purificación García, Adolfo Domínguez, Pedro del Hierro, Bimba y Lola…

Como habéis podido ver aunque mucha gente los considera sinónimos; segunda mano y vintage cada concepto tiene características que hacen su distinción muy fácil.

La ropa vintage tiene que cumplir que se distinga claramente que es de otra época (diez o veinte años atrás en el tiempo mínimo) ya sea por su estilo o por sus accesorios (hombreras, cierres…), y que sea de calidad. La ropa de segunda mano no tiene nada que ver con la antigüedad sino que se refiere a que haya pertenecido a alguien anteriormente.

Aunque se tiende a considerar la ropa vintage como ropa de segunda mano no siempre es así, ya que puede ser ropa vintage nueva. En muchas ocasiones, la palabra vintage también se utiliza para designar prendas nuevas pero inspiradas en otras épocas.