By 0 Comment

TU LITTLE BLACK DRESS DE SEGUNDA MANO. 5 RAZONES PARA COMPRAR UN LBD

El Little black dress (LBD) o vestidito negro, es un vestido generalmente corto, de una sola pieza, elegante y muy femenino; bien para vestir de tarde o de coctail. Han sido, son y serán una de las piezas claves que todas deberíamos tener como fondo de armario. Lo ideal es hacerse con uno sencillo y de estilo más bien clásico; con ello conseguiremos que no pase nunca de moda. Gracias a la sencillez le sacarás mucho más partido al poder combinarlo con infinitos complementos y conseguir así looks totalmente diferentes.

Esta prenda se populariza en la década de 1920 gracias a la diseñadora de moda Coco Chanel. Desde que ella creó su Little black dress esta prenda se ha convertido en todo un must en el mundo de la moda. Pero, sin duda algina el vestido negro más famoso es el que llevó Audrey Hepburn en la película ‘ Desayuno con diamantes’, diseñado por Givenchy

Desde la década de los 20 han sido muchas las firmas que moda que ha incluido esta prenda en sus colecciones. Desde las grandes marcas como Roberto Cavalli, Versace, Armani, Balenciaga… hasta otras de menor nombre como Adolfo Domínguez, Pedro del Hierro, Fornarina… y otras de fast fashion como Zara, Mango H&M… todas ellas tienen siempre algún Little black dress en sus perchas.

Elijas la firma que elijas está claro que toda mujer debería tener uno en su armario, si me preguntas a mi por qué firmas me decantaría, está claro lo que os voy a decir, yo soy partidaria de marcas buenas, prendas de calidad que no te duren solo una temporada sino que sean adquisiciones de por vida. Porque una prenda buena es para siempre. Si no estás dispuesta a gastarte un dineral en un vestidito negro, siempre puedes acudir a tiendas de ropa de marca de segunda mano donde seguro que encontrarás más de una joya.

Lo mejor de LBD es que puedes conseguir con el infinitos looks, toda depende de los complementos con los que lo combines. Pero si todavía no estás convencida para comprarte un LBD, ya sea nuevo o de una tienda de ropa de segunda mano te vamos a dar 5 razones por las que deberías hacerte con uno ya mismo.

1. Ahorro: Cómpralo en rebajas, en un outlet o en una tienda de ropa de segunda mano y ahorrarás no sólo en la compra del vestido si no también porque no hará falta que compres tres o cuatros vestidos diferentes ya que con tu LBD puedes crear diversos looks cambiando los accesorios, maquillaje y peinado.

2. Espacio: Seguramente tu armario está a rebosar ¿verdad? Lo primero, te has planteado deshacerte de tu ropa en tiendas de ropa de segunda mano. En segundo lugar, comprando un LBD, te ahorras el tener que comprar otros vestidos por la razón antes mencionada y, en consecuencia menos ropa en tu armario. Si eres creativa, un LBD equivaldría a 10 vestidos

3. Tiempo: Cuantos quebraderos de cabeza con el que me pongo, no tengo ropa, necesito ropa nueva… Te suena verdad? Olvídate de esas frases, agarra tu Little black dress y preocúpate sólo por los complementos con los que combinarlo.

3. Creatividad: Descubre las mil y una formas de combinar el vestido, con complementos súper modernos, un bolsito vintage adquirido en esa tienda de ropa de segunda mano que tanto te gusta… ¡Pon a prueba tu creatividad!  Mezcla colores, estilos, accesorios…

5. Versatilidad: El LBD es una prenda de lo más versátil, es muy fácil crear nuevos looks para todas ocasiones y horas del día, incluso para cualquier estación del año.

¿Te hemos convencido? Corre a tu tienda preferida, ya sea Zara, Armani, una tienda de ropa de segunda mano, el outlet en el que siempre compras…? Y hazte ya con el tuyo!


EL LBD, HA SIDO, ES Y SERÁ SIEMPRE UN MUST EN TU ARMARIO.